MEDIDA DE FUERZA DEL SINDICATO DE ALIMENTACION

Los conflictos laborales en la Panificadora Balcarce no resueltos y sin predisposición de su propietario por enfrentar las falencias en la situación laboral de los trabajadores; llevaron al Sindicato de Alimentación (STIA) a intervenir con una medida de fuerza reclamando por respuestas.

Hicieron una movilización en la empresa encabezada por el gremio representado por el sec. Adjunto de la filial Buenos Aires, Sergio Escalante, trasmitió que “estamos con los trabajadores de Panificadora Balcarce, reclamando por el medio aguinaldo de junio que no abonaron, meses de sueldos pendientes, obra social, condiciones laborales, estado de las líneas en pésimo estado”.

“Se fue planteando la cuestión y colaborando para una mejora que no llegó, desde el 23 de noviembre no pudieron trabajar porque ya no pagan la ART”, contó explicando que “quien se presenta como dueño Sergio Szpolski  no da ninguna respuesta”.

Según expresaron  los mismos trabajadores, “los potenciales compradores que se acercaron fueron espantados por las pretensiones de Szpolski” asegurando que “sólo quiere quebrarla y quedarse con el excedente, no le importa ni un poco las casi 200 familias que quedarían en la calle”.

“El producto que fabricamos tiene demanda, el mercado pide el pan de molde, pero este hombre no tiene intención de levantar la empresa, solo pedimos que la fábrica se venda a inversores productivos, no a esta gente que ganan dinero especulando”, remarcaron.

También se enteraron de que “Sergio Szpolski tiene historial de varias fábricas vaciadas y quebradas, pero no nos interesa el, peleamos por mantener los puestos de trabajo”. A lo que sumaron: “Tuvimos decenas de audiencias en el Ministerio de Trabajo y no encontramos la salida” sosteniendo: “Sabemos que se puede salvar y luchamos por eso”.

Anuncio publicitario