PARO NACIONAL, MARCHAS Y REPERCUSIONES

Posted on

P1310714.JPG Reclamos sin respuestas concretas, marchas insistiendo en hacer visible la queja y avisos previos fueron la antesala del paro nacional que finalmente llegó. El 6 de abril fue la muestra de disconformidad con las decisiones políticas del modelo que lleva adelante este gobierno. Como así también días antes también pudo verse una movilización a favor.
Este panorama es analizado por el sindicalismo que protagonizó la convocatoria. El sec. Gral. de la Seccional San Martín del Sindicato de Camioneros, Octavio Argüello, brindó su opinión sobre el paro, los resultados del mismo y la postura de los sectores de izquierda que si hicieron marchas como cortes en plena jornada de paro.
El dirigente que representa a un gremio protagonista en la conducción del movimiento obrero consideró que “el paro ha sido un éxito total, han parado las actividades” destacando que “se trató de un paro contundente en todo el país”.
“Era lo que las bases pedían y acataron”, resumió Argüello expresando que “surgen algunas cosas como el piquete de la izquierda que termina siendo funcional ventaja para la derecha, porque se habla de esos piquetes y no se habla del paro; pero siempre la izquierda es funcional a la derecha”.
En lo que respecta a las marchas, el dirigente manifestó que las respeta. “La marcha de los maestros como la de la CGT fueron importantes, marchas populares aunque haya toda una operación mediática que las quiera descalificar”.
Ahí mismo fue cuando entró a diferenciar algunas cuestiones vinculadas a la historia de los diferentes sectores ideológicos. “La derecha es un sector que siempre existió pero que ahora tienen al presidente, esta es la verdadera grieta y la producen ellos”.
“La grieta son las diferencias sociales y que no haya una división pareja”, apuntó sosteniendo que “son neoliberales que ponen el poder del estado en manos de los grandes poderes económicos pero él tiene que ser el presidente de todos no solo de algunos y si sos un trabajador caes en desgracia”.
“Decir que los reclaman en el paro son choriplaneros me parece terrible porque es el presidente de la nación y está dejando bien claro que piensan de los trabajadores que reclaman por sus derechos”, señaló Argüello deseando que “el gobierno escuche” pero sin esperanzas en que esto suceda.
“Ellos creen en un país con la grieta que están profundizando, llevan a las grandes diferencias de clases sociales, seguro que habrá que más trabajo pero con sueldos mucho menores que beneficien a los grandes empresarios”, resumió.
Mientras que puntualizó en que “las únicas dos personas que enseñaron a los argentinos sobre derecho al trabajo son Perón y Evita, no creo que al trabajador lo confundan” enfatizando en que “la derecha se mete con los dirigentes gremiales porque protegen al trabajador pero atacan a los sindicalistas que no arreglan con ellos convenios de trabajo bajos”.
En ese sentido, remarcó que “cada vez que los sectores toman una medida siempre es política, todo es política, estamos haciendo un paro porque queremos que algunas cosas que cambien y eso es política pero no partidaria”.
En lugar de las acusaciones, Argüello plantea el diálogo pero no lo que hace el gobierno que dice que se reúne con los sectores, los escucha pero sigue en su postura haciendo lo que quiere sin cambiar nada.
Para finalizar repudió la postura de criticar lo anterior pero terminar haciendo lo mismo. Lo que pasó en Panamericana y 197 no fue bueno, años atrás acusaron a Berni por haber reprimido en el mismo lugar y ahora ellos hacen lo mismo y no piensan lo mismo que antes”.